Aveda es una de las empresas más reconocidas en cuanto a tratamientos y cuidados de la piel, el rostro y el pelo. En años recientes, han tenido un gran enfoque hacia la sustentabilidad dándole una gran importancia a lo que pueden aportar al medio ambiente como empresa líder, y el ejemplo que buscan dar a otras empresas de ese calibre.

Conversamos con Dan Schibel, encargado de la sostenibilidad global de la marca. Dan se enfoca en la energía, el desperdicio, el uso de agua y los ingredientes utilizados en la cadena de suministro, entre otras cosas, para comprender y reducir el impacto ambiental y los riesgos operativos.

Foto: Cortesía

Cuéntanos un poco sobre tu carrera profesional

Puedo hablar por varios profesionales en la industria de la sostenibilidad de mi edad cuando digo que no teníamos un camino directo hacia este campo. Como estudiante de biología y estudios ambientales, tuve algunos trabajos después de la universidad que eran interesantes, pero no estaban enfocados en mi carrera. Justo después de graduarme, conseguí un trabajo como podador de árboles, y poco después trabajé como biólogo en barcos de pesca, en Alaska. Mi siguiente trabajo fue de profesor de ciencias de niños de secundaria y luego comencé a trabajar en General Mills, que al igual que Aveda, es otra gran empresa con sede en Minnesota.

Pasé los primeros cinco, de mis diez años en General Mills, en el departamento de Investigación y Desarrollo, donde participé activamente en el reciclaje y la reducción de residuos. Luego, hice la transición a un nuevo rol centrado en el medio ambiente, la salud, la seguridad y la sostenibilidad. Durante este tiempo, tuve la suerte de aprender mucho sobre la sostenibilidad de una de las personas clave que ayudó a incorporar los alimentos orgánicos dentro de nuestra vida cotidiana, Gene Kahn. Gene fue el director de Sostenibilidad de General Mills y el fundador de Small Planet Foods. Él fue extremadamente instrumental para ayudar a dar forma a mis ideas en torno a la sostenibilidad.

En el 2015, cuando me uní a Aveda. Lo que inicialmente me atrajo fue su misión ambiental profundamente arraigada, que impulsa todas las decisiones de la marca: “Nuestra misión en Aveda es cuidar el mundo en el que vivimos, desde los productos que fabricamos hasta las formas en que devolvemos a la sociedad. En Aveda, nos esforzamos por dar un ejemplo de liderazgo y responsabilidad ambiental, no solo en el negocio de la belleza, sino en todo el mundo”.

Es muy inspirador. Me impresionó mucho ver que una compañía de belleza tuviera prácticas de sostenibilidad tan increíbles, y pronto me enteré de que se habían implementado varias iniciativas desde que se fundó la compañía, hace más de 40 años. Estoy orgulloso de trabajar para una empresa que ha sido un verdadero pionero en este tema.

¿De dónde nació esta pasión de la que hablas?

He estado interesado en el impacto que los humanos tienen en el ecosistema desde que era muy joven, ya que crecí rodeado de bosques y minas en el norte de Minnesota. Para mí, la sostenibilidad significa trabajar en todo el ecosistema de una empresa. Para la mayoría de las empresas hay insumos, artículos creados y desperdicio. Si lo comparas con el mundo natural, no hay desperdicios. Me gusta pensar en la sostenibilidad utilizando la naturaleza y los sistemas naturales como guía. Esto es lo que se llama “biomimética».

Foto: Cortesía

¿Cómo crees que las empresas como Aveda deben abordar los desafíos de sostenibilidad que enfrentamos hoy?

Cada industria enfrenta desafíos cuando se trata de sostenibilidad, por lo que creo que si todos pudiéramos trabajar juntos en estos desafíos, ya sea en la industria de la belleza o no, podríamos abordarlos de manera mucho más eficiente. Esforzarse por seguir aprendiendo de los demás es clave.

Cuéntanos más sobre lo que está haciendo Aveda para reducir su uso del agua.

Aveda trabaja para reducir el consumo de agua de varias maneras, grandes y pequeñas. Hemos hecho cosas como cambiar la forma en que lavamos los moldes, utilizando una boquilla mejorada que ayudó a reducir el consumo de agua en 640 000 galones (2.4 millones de litros), y también instalamos, recientemente, un nuevo ablandador de agua que reducirá nuestro consumo en, aproximadamente, un millón de galones (3.78 millones de litros) al año.

Además, tuvimos un programa de pasantes que fueron responsables de encontrar nuevas oportunidades para que reduzcamos el consumo de agua, ¡la iniciativa de los moldes fue idea de uno de estos pasantes!

¿Has podido incorporar la sostenibilidad en todos los aspectos de la empresa?

Como te mencioné anteriormente, tengo la suerte de trabajar en una empresa impulsada por la misión de cuidar el mundo. Esta misión está arraigada en todo y los empleados entienden cómo debe incorporarse al trabajo diario. Esto hace que mi posición sea especial porque me piden que mantenga esta misión en todos los aspectos del negocio. Yo describo mi trabajo como ver toda la cadena de valor a través del lente de la sostenibilidad, y tratar de ayudar a todos lo diferentes grupos de la organización a incorporar prácticas más sostenibles en sus procesos. Nuestros equipos de abastecimiento, desarrollo de paquetes, operaciones y marketing son grupos con los que he trabajado estrechamente en iniciativas de sostenibilidad.

¿Cómo puedes hacer que la sostenibilidad sea un enfoque principal cuando se trata de corporativos gigantes?

La sostenibilidad se ha convertido en un tema de vanguardia en el mundo de hoy y las personas, finalmente, se están dando cuenta de que debemos reducir nuestro impacto ambiental. Esta mayor conciencia ha ayudado a hacer de la sostenibilidad una prioridad para la mayoría de las corporaciones. Y, ahora más que nunca, los consumidores quieren saber sobre los productos que están comprando, de qué están hechos, si tienen ingredientes naturales u orgánicos, y el impacto general que el producto tiene en el medio ambiente. Entonces, las empresas deben cambiar para satisfacer las necesidades de los consumidores, lo que a su vez hace que la sostenibilidad sea una prioridad comercial más importante.

Foto: Cortesía

¿Crees que los consumidores ahora están más interesados en comprar productos de empresas con buenas prácticas de sostenibilidad?

Sí, creo que ahora más que nunca los consumidores invierten en los productos que compran y en las marcas a las que les dan su dinero, lo que exige transparencia en todas las áreas. Personalmente, considero que es importante que los consumidores comprendan los datos científicos detrás de las afirmaciones de sostenibilidad, y no solo gravitar hacia el siguiente elemento, simplemente porque dicen ser veganos u orgánicos. Hay tantas capas de trabajo y una gran cantidad de data que está detrás de todo, que yo aliento a las personas a profundizar en los hechos de los productos y las marcas que compran.

En tu opinión, ¿cuáles son los tres puntos principales en los que las empresas deberían centrarse para ser más sustentables?

1. Pensar en el ciclo de vida completo de su producto.

2. Diseñar, con el fin en mente, ¿en dónde va a terminar tu producto?

3. Trabajar junto con otras compañías tanto dentro como fuera de tu industria.

Texto por María Zapata

Fotos cortesía de Aveda